jueves, 2 de octubre de 2008

EL OBSERVADOR DE FRINGE

Tras ver el cuarto episodio de Fringe, la nueva serie J.J. Abrams, me termino de convencer de que la influencia de los X Files es evidente aunque tenga el “toque Abrams” y, por supuesto, el encanto y calidad visual y de guión de sus otros mega éxitos: Alias y Lost.

Pero más allá de que las historias están muy interesantes - el piloto estuvo muy, muy bueno - y que cada episodio es relativamente unitario (como lo eran los Expedientes X) aunque hay una piedra angular que conecta todo, el cuarto capítulo puso el elemento vigoroso y misterioso que esperaba… (aviso de Spoliler) ¿quién es el “Observador”, el pintoresco ser que vimos en la emisión de esta semana en U.S.A.?

Es que más intrigante no puede ser: es calvo y sin cejas, mirada penetrante, come carne cruda, escribe de derecha a izquierda sin mirar el cuaderno, su escritura parece mezcla de chino con mandarín ilegible y hace tiempo que es objeto de investigación por parte de la agencia que emplea a la agente Olivia Dunham.

El pelado este siempre ha estado ahí… observando y tiene capacidades telepáticas muy fuertes. Los debates acerca de la verdadera naturaleza e identidad de este personaje estarán candentes de seguir teniendo una fuerte presencia en la serie. Está buena Fringe. Lo bueno es que la cadena Fox confirmó la primera temporada con nueve episodios más. O sea, tendremos sesión de 22 capítulos.